Cabezera

'Llevo 14 años sin leerme un guion' me dijo, el guionista

Buenas.

Esto iba a ser una reseña del Salón del Cómic de este año.

Pero, como suele pasar, las cosas se tuercen y finalmente acaban transformándose en otras. Empezaré ligero y iré aumentando, aunque seguro que con el título ya os habrá picado la curiosidad. Este año, para mí, iba a ser un Salón del Cómic importante. Es el primer año que, como guionista, entrego diferentes manuscritos para que gente profesional me diera su opinión y ver si realmente les interesaría trabajar conmigo.

Para ser sincero, es sorprendente lo bien que fue. Muchos me dieron largas, o me dijeron directamente que los entregara por Internet. Pero hubo otros que me dijeron de sentarme con ellos, de hablar, y me mostraron en qué fallaban los proyectos que presenté, o qué partes debería tener un proyecto de publicación para que resultase atractivo para ellos.

Estuve todo el día dando vueltas y entregándolos, uno tras otro. Que sé que quizás no haya servido de mucho, pero aun así fue un gran intento, y no por ello flaqueé. Pero, como en todo, hay gente muy buena, y gente que se quiere deshacer de ti con facilidad. Supongo que esa fue la intención de uno de los editores con los que charlé, o que quizás no pensó las palabras que dijo con tanta rapidez y soltura, que me han quedado impresas en la memoria cual marca hecha al hierro candente.

El caso es que fui al stand de x empresa a preguntar, como en todas las anteriores, si querían ver mis guiones. El hombre que me atendió me cogió el librito de las manos. Al abrirlo, lo hojeó no con demasiada simpatía, y lo miró como si le hubiera dado una bolsita con las deposiciones de mis gatos. Ni se miró su contenido. Su frase fue la siguiente '¡mucha letra, pero poco dibujito!' Lo cerró y se me quedó mirando, riéndose. 'Yo, si no tiene dibujos, ni lo hojeo. Lo tiro a la basura directamente. ¿Realmente alguien se ha mirado tu guión sin tener un solo dibujo? Yo llevo 14 años como editor sin leerme un guión.'

Sé que debería centrarme en escribir que el salón fue un gran éxito, que fue una experiencia abrumadora y que realmente me lo pasé muy bien. Que la gente me trató muy bien y que todo correcto. Pero cada vez que pienso que una persona así está al cargo de proyectos de gente con ilusiones y esfuerzo, me pongo de los nervios.

Se le tendría que caer la cara de vergüenza. Ya no solo por mí, sino por la gente que hay tras él. Porque estoy seguro que hay gente que depende de esa persona, y si su metodología es destrozar los sueños de la gente diciéndoles que los guiones no los lee porque no tienen dibujos, solo me da a ver que de guionista solo tiene el nombre.

Su mayor problema es que no sabía que yo no solo soy guionista, sino también soy escritor, y que podría resarcirme de todo esto. Pero tranquilo que, estés donde estés, mis guiones que no tienen dibujitos no volverán a visitarte. Y espero que la gente que me lea y te acabe conociendo por el boca a boca tampoco te los entregue. Perder el tiempo con gente así solo hace que lo tire a la basura, y como aún soy joven, siempre puedo mejorar. Así que solo espero que me tema, porque en el futuro le estamparé mi cómic en la cara. Y no creo que sea un cómic de pocas páginas.

Para que vea que no necesito de sus 'dibujitos.'

Tienes que estar registrado para comentar. Regístrate gratis aquí o logguéate aquí

publiabajopc